Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar estadísticas de uso de la página web y ofrecer publicidad que puedan ser de su interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta. Lea nuestra política de cookies o modifica su
configuración
. aceptar

Cómo actuar en caso de incendios

Desde Incotex Málaga te ofrecemos unos consejos básicos sobre cómo actuar en caso de incendios, que aconsejamos leer y compartir. Dedicar unos pocos minutos a estos consejos sobre cómo apagar un incendio, como usar un extintor, como actuar en caso de emergencia, … pueden ser muy útiles en caso de riesgo por fuego.

El comienzo de un incendio no es tan difícil como pueda parecer. Una colilla mal apagada, una distracción con la comida en el fuego, un fallo de algún electrodoméstico… Todos estamos expuestos a vivir una situación de riesgo en cualquier momento del día. Por eso, es imprescindible conocer el protocolo de actuación en estos casos, para evitar males irreparables y salir indemnes del peligro:

  1. Lo primero que debemos observar es ante qué tipo de incendio nos enfrentamos. Si es una llama pequeña, que podemos apagar con los medios de extinción que disponemos en casa (próximamente desvelaremos cómo utilizar los extintores), es primordial que actuemos con rapidez para sofocarla cuanto antes. Pero si el fuego ha crecido demasiado deprisa, o hay mucho humo en el espacio donde nos encontramos, es fundamental salir cuanto antes al exterior. En estos casos actuar como héroes o heroínas sólo puede ocasionarnos problemas. Y las pertenencias personales son un bien insignificante si se comparan con nuestra vidas y las de nuestros seres queridos.
  2. Una vez estemos evacuando la zona, es recomendable cerrar todas las puertas que nos encontremos a nuestro paso, de esta manera el fuego carecerá de oxígeno y, o bien lograremos apagarlo, o cuanto menos disminuiremos su intensidad.
  3. La evacuación debe hacerse lo más agachado posible y con la boca tapada, ya que así no inhalaremos humos y gases tóxicos, los cuales tienden a ascender por el efecto del calor.
  4. Es importante utilizar las escaleras de emergencias, en el caso de que las hubiera, o simplemente las escaleras habituales del edificio. Bajo ninguna circunstancia es recomendable usar el ascensor, ya que cualquier fallo eléctrico puede provocar que nos quedemos atrapados con un incendio pisándonos los talones.
  5. Una vez estemos en la calle, es el momento de avisar a los Servicios de Emergencias informándoles sobre la situación y esperando en el exterior hasta que ellos se hagan cargo de la situación.

Qué hacer en caso de quedarnos atrapados

Si, por el contrario, te encuentras atrapado en casa y no puedes salir al exterior, lo más importante es situarte en la habitación más alejada del fuego. Cierra las puertas y tapa las rendijas inferiores con ropa para que no entre el humo a la habitación y avisa a los bomberos cuanto antes. Importante: una vez cerrada la puerta no se debe intentar abrir, ya que las altas temperaturas de esta pueden provocar quemaduras importantes en la piel.

Por último, si nuestra ropa se encuentra ardiendo (no siempre disponemos a mano de material ingnífugo), debemos tirarnos al suelo y rodar hasta que se apague, corriendo sólo lograremos avivar las llamas.

Además de lo reflejado, es importante también seguir la señalización contra incendios que se encuentre en el edificio donde vivimos, y disponer de un buen detector contra incendios. Esperamos que estas indicaciones puedan ayudarles en cualquier situación de riesgo en torno al fuego.

Publicado en General
Tags: ,

Deja un comentario